Alianzas contra austeridad

Durante un ensayo de la ópera de El rapto en el serrallo, Sergio Vela habló sobre el objetivo de Liber Festival, con sede en León, Guanajuato

La compañía se muestra en uno de los ensayos de El rapto en el serrallo.FOTO: VÍCTOR GAHBLER
La compañía se muestra en uno de los ensayos de El rapto en el serrallo.FOTO: VÍCTOR GAHBLER

Mientras la austeridad le pega al sector cultural, otras iniciativas intentan salir a flote. Hasta el 9 de junio, la ciudad de León es sede de la primera edición de Liber Festival, un encuentro artístico que busca ser un modelo de gestión cultural entre instituciones públicas y privadas.

Con actividades de ópera, música, exposiciones y teatro, el festival se lleva a cabo en el Forum Cultural Guanajuato, con el patrocinio del gobierno estatal y la iniciativa privada: en concreto, con la asociación Arte & Cultura de Grupo Salinas. Para llevar a cabo el encuentro, se han invertido unos 10 millones de pesos; tendrá una duración de cinco días e incluye 10 proyectos y 16 presentaciones en diversas disciplinas.

En momentos como éste, que pasa en todo el mundo, no sólo en México, cuando hay contracciones económicas, escasez de recursos, lo que hay que propiciar es que haya un mayor acercamiento, alianzas que sean fructíferas entre el sector privado y el público, dijo Sergio Vela, director de Arte & Cultura Grupo Salinas.

Vela, quien conoció desde cerca, por breve tiempo, la gestión cultural federal cuando era presidente del extinto Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, explicó que no hay otro camino: El destino de nuestros tiempos es que haya una articulación entre el sector privado y el público porque todo aquello que suma en esfuerzos conjuntos y compartidos, multiplica resultados y beneficios.

El también director musical dijo que más allá de que el país cuente ya con una Secretaría de Cultura y leyes que reglamentan la actividad, el potencial sigue estando en la efervescencia cultural que tiene México. Lo importante es la sustancia más allá de la forma, el hecho de que exista una secretaría no altera la sustancia de la actividad artística y cultural; México es un país de expresiones culturales, eso es lo que pesa más allá de una administración determinada.

El mexicano Sergio Vela es director y diseñador de
ópera, promotor artístico y músico. FOTO: VÍCTOR GAHBLER

El Heraldo de México asistió a uno de los ensayos que Vela dirige de la ópera El rapto en el serrallo, de Mozart. Él se encargó de la puesta en escena y la dramaturgia, en la dirección musical le acompaña Antoni Ros-Marbà. El reparto es completamente mexicano, sólo por el papel de Osmin, que hace el alemán Bernd Hofmann; el resto está integrado por la soprano Leticia de Altamirano (Konstanze), Anabel de la Mora (Blonde) y los tenores Edgar Villalva (Belmonte) y Enrique Guzmán (Pedrillo). También participa el actor Nicolas Sotnikoff como El Bajá Selim.

El de León será el estreno de la ópera en México. Vela dice que se trata de una pieza importante: la primera que Mozart escribe en alemán, cuando en Viena se intenta popularizar el género y dejar atrás las versiones sólo en italiano y francés. Recién independizado de la tiranía de su antiguo patrón, Mozart empieza a abrirse camino por sí mismo en Viena, retoma un tema turco para contar una historia con diferentes niveles de lectura.

Se trata de una típica historia de amor con dos triángulos amorosos, pero en cuyo interior vibra el momento histórico: Es la etapa en que los turcos hacen el asedio de Viena, en 1683, es el momento en que a Europa llega el café y hay una conciencia de que los temibles otros, son tan humanos como cualquier otro. En el foso, actuará la Camerata de Coahuila y Coro del Teatro del Bicentenario, pero también una odalisca y el ensamble de percusiones Tambuco y el Grupo Segrel acompaña la puesta.

Por Luis Carlos Sánchez

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
ArtesLucina Jiménez, directora
del INBA, viajó con otra
funcionaria. Foto: Cuartoscuro

No se necesitó permiso